5 razones para estar a favor de Airbnb

Escrito el 7 mayo, 2017 en Lifestyle, Novedades Viviendu

Mucho se está hablando últimamente de los “problemas” que generan plataformas de alquiler de viviendas para corta temporada como Airbnb. Desde Viviendu pensamos las nuevas tecnologías, los modelos de negocio disruptivos y la economía colaborativa ofrecen a la sociedad más ventajas que inconvenientes. Pensamos que la caza de brujas a la que se está sometiendo esta actividad es totalmente injustificada.
airbnb

A continuación ofrecemos 5 razones muy sólidas para estar a favor de Airbnb:

¿Quieres recibir en tu email contenidos como este?

  1. Derecho a la vivienda

    Se está consolidando una narrativa en torno al problema de la vivienda con un discurso que tiene mucho de posverdad. Afirmar que la actividad de plataformas como Airbnb limita el acceso a la vivienda es un análisis no solo simplista, si no también falso.

    El artículo 47 de la Constitución Española establece que “Todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada. Los poderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas pertinentes para hacer efectivo este derecho, regulando la utilización del suelo de acuerdo con el interés general para impedir la especulación. La comunidad participará en las plusvalías que genere la acción urbanística de los entes públicos”.

    Como podemos leer en la carta magna, son los poderes públicos los que deben promover el acceso a la vivienda, los responsables en primera y última instancia. No lo son los propietarios de viviendas adquiridas en renta libre.

    derecho a vivienda¿Cómo puede el estado solucionar el problema de la vivienda?

  • Creado un parque público de vivienda con los 100.000 millones de euros del rescate bancario.
  • El gobierno planea, dentro del Plan de Vivienda 2018-21, dar ayudas de hasta 10.800€ a los menores de 35 que adquieran una vivienda, así como a las promotoras que construyan casas destinadas al alquiler. Este dinero estaría mucho mejor invertido en crear un parque público de vivienda, según los expertos.
  • Construyendo más viviendas VPO. Los Ayuntamientos y las Comunidades Autónomas tienen la potestad de aumentar el porcentaje de viviendas protegidas a incluir el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de cada municipio. Este porcentaje debería ser capaz de satisfacer la demanda real de vivienda protegida. Las administraciones están el la obligación de realizar estudios que cuantifiquen esta demanda y aprobar planes de ordenación urbana en consonancia con las necesidades de la población.
  • Se podría destinar a crear un parque público de vivienda, muy necesario, el dinero que ahora desaparece de las arcas públicas por causas como la corrupción y el derroche de recursos en inversiones de dudosa rentabilidad social. Como decimos, son las administraciones públicas y no los propietarios de viviendas adquiridas en renta libre los responsables de garantizar el acceso a la vivienda por parte de los ciudadanos. Los poderes públicos tienen a su disposición sobrados recursos para hacer efectivo el derecho a la vivienda.
  1.  Ingresos: ¿Cómo se reparten los beneficios?

    Hasta la aparición de alternativas como Airbnb el mercado turístico se había convertido en un monopolio de lo grandes touroperadores. Estos grandes agencias mayoristas de viajes exigen a los hoteles comisiones cada vez más altas e imponen un sistema en el que la mayoría de los ingresos generados por la industria hotelera van a parar a las cuentas de estas empresas, por lo general en el extranjero. Esto ha contribuido a un deterioro generalizado de las condiciones de trabajo en muchos hoteles de nuestro país. Además, la proliferación de resorts todo incluido ha perjudicado notablemente la economía de los municipios turísticos.
    ECONOMIA COLABORATIVA
    Los propietarios que alquilan sus viviendas a través de Airbnb reciben el 97% de los ingresos (la compañía carga otro 7% al huésped). Es una auténtica revolución con efectos notablemente positivos para la comunidad que los particulares puedan verse beneficiados de forma tan directa y accesible por los beneficios que turismo genera en su ciudad. Que los beneficios económicos del turismo lleguen a las poblaciones de las zonas turísticas es una de las premisas fundamentales del turismo sostenible.

  1. ¿Beneficia o perjudica Airbnb a la comunidad?

    Desde nuestra experiencia recibir huéspedes de Airbnb o convivir con ellos en nuestra comunidad de vecinos es una experiencia enriquecedora. Porque tratar con gente que viaja es una forma de viajar. Y sobretodo porque es un placer tratar con gente de otros lugares y ser hospitalarios.vecinos Evidentemente cada ciudad tiene una dinámica distinta. Hay ciudades donde el fenómeno de alquiler de viviendas entre particulares aporta principalmente beneficios y otras donde esta nueva forma de hacer turismo puede contribuir a la sobre saturación turística.

    Desde luego los modelos de negocios disruptivos plantean incógnitas, no lo negamos, pero pensamos que la mejor actitud es afrontarlas, buscar soluciones y aprovechar las oportunidades que nos ofrece el desarrollo tecnológico.

  1. Calidad y competitividad turística

    Puede que todavía haya quien no quiere verlo, pero el alquiler de viviendas entre particulares a través de internet es una tendencia de consumo que ha llegado para quedarse. Un hotel y un apartamento, o cualquiera de las viviendas que pueden alquilarse a través de Airbnb, son dos productos turísticos bien diferentes y cada uno tiene su público.apartamento turísticoPretender escapar de esta realidad y legislar para prohibir el alquiler de apartamentos turísticos es y será muy perjudicial para los intereses turísticos (generales) de nuestro país. Un alto porcentaje de turista cada vez mayor sólo viaja a destinos en los que existe oferta de alquiler entre particulares. Porque les resulta una mejor experiencia y los hoteles no se adaptan a sus necesidades. España es una potencia turística ¿Innovamos?.

  1. Ciudades ¿inteligentes?

    España no es Silicon Valley. Sobran emprendedores que lo dan todo (algunos con éxito), gente bien formada y creatividad. Falta contexto. Mientras los que mandan enriquecen sus discursos con palabras que hoy día venden tanto como “ciudades inteligentes” o ”desarollo tecnológico”, la norma es prohibir todo lo nuevo. Se llame Uber, Blablacar o Airbnb.ciudades inteligentesAprovechamos con cuenta gotas el potencial que ofrece el desarrollo tecnológico. Por ahora. Porque al margen de opiniones al respecto, la nueva economía es una realidad imparable. De poco vale poner barreras de contención. Mejor aprovechar con actitud positiva las posibilidades que genera la tecnología para crear un mundo mejor.

¿Quieres recibir en tu email contenidos como este?


¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo!

Pedir Presupuesto